20 lugares que hay que visitar antes de morir

enero 15, 2020
Cultura, Monumentos, Playas, Turismo

Son joyas del planeta repartidas por los cinco continentes.

Vivimos en un planeta enorme, tan grande que puede resultar desalentador decidir qué destinos visitar en el transcurso de nuestra vida. Podemos elegir entre maravillas naturales, obras maestras creadas por la mano del hombre, parajes recónditos o paisajes urbanos, haciendo las opciones casi infinitas.

1.- La Antártida

Uno de los lugares más remotos del planeta, la Antártida, se encuentra casi por completo dentro del Círculo Polar Antártico. No veréis mucha presencia humana allí, debido a su clima hostil con mucho frío y viento. Pero la ausencia de personas conlleva que sea un desierto blanco y prístino como ningún otro, con imponentes icebergs, ballenas gigantes y decenas de miles de pingüinos.

2.- La Gran Muralla China – China

Una de las estructuras artificiales más emblemáticas de la Tierra, la Gran Muralla China, no es una muralla continua, sino una serie de pequeños muros más cortos. En su totalidad, las paredes abarcan casi 9.000 kilómetros y recorren ocho provincias a lo largo del borde sur de la frontera con Mongolia. Originalmente construido para mantener alejados a los nómadas y los invasores, la Gran Muralla serpentea a lo largo de las colinas y era perfecta para divisar al enemigo acercándose en la lejanía.

3.- El Campamento en el  Everest – Nepal y China.

La cima del monte Everest es un ícono para aventureros, pero no es necesario conquistar el pico de 8.840 metros para experimentar la euforia, el desafío y el estilo de vida en el Alto Himalaya. El campamento base del Everest se encuentra en el parque nacional más alto del mundo, la reserva natural nacional Qomolangma y está abierto tanto para turistas como para montañeros.

 

4.- El Taj Mahal -La India.

El imponente Taj Mahal es el monumento más famoso del mundo en honor al amor. El mausoleo de mármol blanco fue construido en algún momento a mediados del siglo XVII por el emperador Shah Jahan en recuerdo de su esposa Mumtaz, una princesa persa. Situado justo al sur de la ciudad de Agra, el Taj Mahal sigue siendo uno de los mejores ejemplos del estilo mogol: una elegante combinación de arquitectura persa, islámica e india. El interior es, si cabe, incluso más hermoso que el exterior.

5.- Estambul – Turquía

Es difícil superar a Estambul en historia, cultura y tradición. La ciudad antes conocida como Constantinopla se encuentra a lo largo de la Ruta de la Seda y abarca dos continentes. Ha sido sede de muchas grandes civilizaciones, sirviendo como la capital de cuatro imperios: romano, bizantino, latino y otomano. Hoy en día es una próspera metrópolis cosmopolita que yuxtapone lo viejo y lo nuevo.

6.- Petra – Jordania.

La atracción turística más popular de Jordania, Petra significa “roca” en griego. Construida en el siglo I a. C., la ciudad parece brotar de los mismos acantilados que la rodean, una maravilla de la arquitectura excavada en la roca. La ciudad antigua ni siquiera aparecía en los mapas occidentales hasta que fue redescubierta en 1812 por un viajero suizo. Hoy, los turistas pueden pasear por los bulevares de Petra y explorar sus fascinantes tumbas y sitios arqueológicos.

Petra

7.- Las pirámides de Egipto

Un gran barrio de las afueras de El Cairo, Giza es el hogar de las pirámides homónimas y de la Gran Esfinge, los sitios arqueológicos más famosos del mundo. La Gran Pirámide, una de las tres pirámides principales ubicadas en Giza, es una de las Siete Maravillas del Mundo Antiguo, la única que ha sobrevivido hasta nuestros días. Este complejo arquitectónico construido en la IV Dinastía (alrededor del 2550 aC) y fue el edificio más alto de la tierra hasta que se erigió la Torre Eiffel en 1889.

Piramides-Camellos-Egipto

8.- Roma – Italia.

No hay ciudad más épica ni legendaria que Roma, La Ciudad Eterna, fundada en 753 a. C., es una de las ciudades ocupadas más antiguas de Europa y es ampliamente considerada como la cuna de la civilización occidental. Este es el centro del arte renacentista y la opulencia religiosa, monumentos como la Capilla Sixtina del Vaticano y el Coliseo romano se encuentran entre las atracciones turísticas más visitadas de la Tierra. Para la mayoría de las personas, no se trata de si visitar Roma o no, sino cuándo, nuestra respuesta es: tan pronto como puedas.

turismo-coliseo-romano-roma-italia
Coliseo -Romano – Italia

9.- París – Francia.

La Torre Eiffel, la Catedral de Notre Dame, el Louvre, los Campos Elíseos y el Arco del Triunfo de París son como un museo viviente de arquitectura e historia. Añadidle la gastronomía de primer nivel, las visitas a las galerías de compras, el je ne sais quoi de la personalidad parisina y la Ciudad de las Luces es una experiencia cultural simplemente cautivadora.

 

10.- Islandia

Simplemente no hay otro lugar en la tierra como Islandia, desde cascadas hasta volcanes activos, desde glaciares a aguas termales, la Tierra de Hielo y Fuego es un espectáculo visual tal que es difícil decidir por dónde empezar. Afortunadamente, Islandia también sabe cómo atender a los turistas, si os alejáis de Reykjavik, podréis disfrutar excursiones que van desde paseos panorámicos a caballo hasta la escalada en hielo.

 

11.- Machu Picchu – Perú

La Ciudad Perdida de los Incas está encaramada en el borde de una montaña de los Andes, un lugar tan remoto que permaneció escondido de los devastadores conquistadores hasta que fue “descubierto” en 1911. Machu Picchu es una maravilla en muchos niveles, desde su increíble esplendor natural hasta su fascinante historia. Los visitantes pueden hacer una caminata de varios días para llegar al sitio o tomar un autobús por una carretera sinuosa.

 

12.- Islas Galápagos – Ecuador.

Ubicado a casi mil kilómetros de la costa de Ecuador, el archipiélago de las Galápagos y sus aguas circundantes son un parque nacional, una reserva marina biológica y Patrimonio Mundial de la UNESCO. La belleza virgen de la zona y la abundancia de especies únicas, como la tortuga gigante, lo convierten en el sueño de los amantes de la naturaleza. Charles Darwin realizó una investigación aquí a principios de la década de 1830 que contribuyó a su teoría de la evolución y a su revolucionario libro sobre el origen de las especies.

13.- Jerusalén

Una de las ciudades más antiguas del mundo, Jerusalén también es quizás la más divina, literalmente. Las tres principales religiones abrahámicas, el judaísmo, el cristianismo y el islam, la consideran sagrada. En el extremo este de la ciudad, la Ciudad Vieja es su highlight religioso e histórico, esta área amurallada de callejones de adoquines es pequeña pero está repleta de sitios importantes como el Muro de las Lamentaciones, el Monte del Templo y la Iglesia del Santo Sepulcro, así como boutiques y mercados que representan los cuatro barrios: judío, musulmán, cristiano y armenio.

14.- Rio de Janeiro – Brasil

Conocida como la Cidade Maravilhosa, Río de Janeiro tiene más de 20 playas y muchos lugares de interés, incluida la muy fotografiada estatua del Cristo Redentor, que domina la ciudad. Su excepcional arquitectura, museos, galerías y restaurantes, se asientan sobre la magnífica Bahía de Guanabara y un accidentado telón de fondo de montañas boscosas, lo que lo convierte en uno de los escenarios más impresionantes del mundo.

15.- Cataratas de iGuazú – Argentina y Brasil.

Entre la frontera de Argentina y Brasil, el río Iguazú se desgaja en un descomunal sistema de cataratas con hasta 300 saltos que, entre islas y estruendas cortinas de agua, se desbordan estrepitosamente en esta porción de selva que divide o, según se mire, une ambos países.

16.- Canales de Venecia – Italia.

Venecia es una ciudad de grandilocuencia teatral, un decorado fascinante de palacios, museos y piazzas a ras del agua que parece no tener fin. Construida sobre una laguna en el Norte del mar Adriático, en este escenario es fácil sorprenderse con la Venecia monumental, animada y dinámica que se extiende en torno al Gran canal y a la plaza de San Marcos, pero, sobre todo, con la Venecia íntima y escondida de sus pequeñas callejuelas, sus ‘campos’, iglesias y puentes, por donde pasa la vida de un lugar de soberana belleza que flora oníricamente sobre las brumas de sus pequeños canales.

17.- Plaza Roja de Moscú y el Kremlin – Rusia.


El corazón de Moscú y, por qué no, de toda Rusia queda alojado en la enormidad de su famosa plaza Roja, el antiguo mercado de la ciudad, a cuyos lados se distinguen las cúpulas de la bellíscima catedral de San Basilio o la muralla de la ciudadela del Kremlin, testigo de excepción de la historia del país.

18.- Canaima y el Salto del Ángel – Venezuela.

El Parque Nacional de Canaima suma muchos más alicientes, pero es mundialmente famoso, sobre todo, por atesorar en su descomunal superficie el salto del Ángel, la catarata más alta del mundo, con cerca de un kilómetro de caída libre que se derrama atronadora sobre esta porción de la selva venezolana sembrada de tepuyes.

Deja un comentario